Empaques y envases para alimentos

Noviembre 2016 | Número 178


de 24

Editorial


Jorge Eduardo Loayza Pérez
Ingeniero químico
Miembro del Comité Editorial de la Revista Virtual Pro
Profesor principal, Facultad de Química e Ingeniería Química
Universidad Nacional Mayor de San Marcos
Lima, Perú
jloayzap@unmsm.edu.pe

De la migración indeseada a la migración tolerada: envases que interactúan con el alimento y alimentos que interactúan con los envases

En la actualidad, no obstante, una nueva legislación en materia de envases y tecnologías de envasado se ha tenido que adaptar y adelantar a las necesidades de los consumidores, permitiendo una interacción entre el alimento y el envase, o entre el envase y el alimento, para ofrecer un producto inalterado a través de su ciclo de vida en el anaquel o un producto final, aunque “algo” diferente, pero que cumpla con las normas de la seguridad alimentaria. Es así que se les ha otorgado el pase legal a los envases inteligentes y a los envases activos, que ahora podrán coexistir con los convencionales.

Las legislaciones más exigentes para los envases convencionales para alimentos han establecido como principio básico que los materiales a partir de los cuales han sido elaborados posean inercia química para evitar la migración de diversas sustancias hacia los productos que contienen. La migración ha sido un problema que preocupa no solo a los investigadores, sino también a los fabricantes de envases y a los consumidores de alimentos. Este interés se centra en que algunas de estas sustancias pueden traer efectos adversos observables y no observables sobre la salud humana; además, pueden modificar de forma negativa la composición de los productos envasados o sus tan preciadas propiedades organolépticas como color, sabor u olor, entre las principales.

Estos nuevos tipos de envases deben cumplir con una serie de requisitos, los cuales han sido claramente indicados, por ejemplo, en la legislación de la Unión Europea o legislación comunitaria: “[...] estos materiales y envases deberán de estar manufacturados de conformidad con las buenas ISSN 1900-6241, No 178, Noviembre 2016 :: Empaques y envases para alimentos. Segunda entrega De la migración indeseada... J.E. Loayza Pérez prácticas de fabricación para que, en las condiciones normales o previsibles de empleo, no transfieran sus componentes a los alimentos en cantidades que puedan representar un peligro para la salud humana, o provocar una modificación inaceptable de la composición de los alimentos o de las características organolépticas de los mismos. Asimismo, el etiquetado, la publicidad y la presentación de los materiales y envases mencionados no deberán inducir a error a los consumidores”...

Recursos

Idioma: español
Tamaño: 161 kbs


de 24


Comentarios

comments powered by Disqus