Explorar por Categoría | Año

Materiales para una construcción sostenible

Marzo 2018 | Número 194


de 27

Editorial


Mauricio Muñoz Escalante
Arquitecto, Pontificia Universidad Javeriana
Bogotá, Colombia
Magíster en Arquitectura, Pratt Institute
Brooklyn, NY, Estados Unidos
Consultor, Camacho Estudio de Arquitectura
munoz.mauricio@gmail.com

La camiseta de la sostenibilidad

Desde los tiempos de Roma, supimos por Vitrubio que la arquitectura tenía tres pilares básicos —veritas, firmitas, utilitas—, que no eran otros diferentes al arte y la técnica que nos habían enseñado en el colegio, sumándoles la función: si la obra es una escuela, una fábrica o una prisión... Sin embargo, podríamos decir que siempre uno de los tres sobresalió por encima de los otros, evitando que la arquitectura jamás estuviera en equilibrio. “Lejos”, como escribió Sanford Kwinter.

Podríamos sugerir, sin ser muy osados, que en un primer momento lo que primó en la arquitectura fue la belleza (veritas). Ahí podemos encajar la producción griega y romana, el Renacimiento, el barroco y tantos otros movimientos y corrientes estilísticas —digamos, para ponerles un nombre— premodernas. Durante ese tiempo, tanto la firmeza como la utilidad estuvieron subyugadas al arte. Las columnas del Erecteón (un antiguo templo griego en la Acrópolis ateniense), por ejemplo, no lo son en el sentido estricto de cumplir su tarea estructural: son más, quieren decir más, significan más. Sostener el entablamento era tal vez lo de menos. Y lo mismo ocurría con la utilidad: que el edificio sirviera como templo en realidad no era la prioridad; las proporciones del espacio no correspondían al usuario, fuera este humano o deidad (¿cómo saber cuánto medía Atenea o Poseidón o el mismo Erecteo?), sino a una impecable proporción entre la planta y la fachada que solo buscaba encontrar la armonía y el equilibrio ideal, estéticamente hablando.

Al largo reinado de la belleza le llegó utilitas, en un giro que se gestó por cuenta de la Revolución Industrial cuando las ciudades se llenaron de trabajadores empleados por las nuevas fábricas. Lo que imperó entonces fue todo lo práctico, lo rápido, lo repetible, tanto así que los adalides de lo que se llamó el movimiento moderno sentenciaron que en la arquitectura “la forma sigue a la función”. Lo importante era la utilidad, en efecto, que el edificio sirviera para lo que fue hecho, que fuera eficiente. El producto estético, digamos el arte, pasó a un segundo plano: una fábrica no tenía que ser bella para erigirse; bastaba con ser fábrica. Y lo mismo ocurrió con la técnica, que se consideró únicamente en la medida en que sirviera a la función. Por eso, Le Corbusier —quizás el arquitecto más celebrado de ese cambio de paradigma— vivió fascinado con el automóvil, el avión y el trasatlántico como los ejemplares perfectos a imitar por los edificios y la ciudad...

Recursos

Idioma: español
Tamaño: 184 kbs


de 27

Siganos en redes sociales

Empresas Destacadas

Destacados


Noticias más leídas


Economía | 2017-06-15

‘Unequal Scenes’: así se ve la desigualdad social desde el aire

Foro Económico Mundial | Impacto, reflexión y debate. Si se pudiese medir el éxito de un ensayo fotográfico a través de estos tres parámetros, Unequal Scenes, de Johnny Miller, sería sin duda merecedor de unos cuantos premios por su capacidad de sacudir la conciencia del público.


Comercio - Tecnología de la información (programas) | 2018-04-06

BIM, las tres letras de la construcción inteligente

BID | En América Latina y el Caribe (ALC), Chile ha sido unos de los pioneros en adoptar un Plan BIM, bajo el liderazgo de la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO), con el objetivo de incorporar como requisito obligatorio la metodología BIM en todas las licitaciones públicas de construcción para el 2020.


Medio ambiente | 2018-06-19

El negocio está en la sostenibilidad

WWF | Se calcula que las 500 empresas más grandes del mundo emiten más Gases de Efecto Invernadero (GEI) que cualquier país, salvo China y Estados Unidos. Es por eso que los retos para alcanzar una industria sostenible se encuentran establecidos tanto en la agenda de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (UNIDO), como en dos de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS): el 9, que se refiere a industria, innovación e infraestructura; y el 12, relativo a producción y consumo responsable. Pero ¿qué tipo de iniciativas promueven la sostenibilidad y las buenas prácticas en los distintos tipos de industrias?


Medio ambiente - Minería y extracción | 2014-07-24

La hora definitiva de la minería y el medio ambiente

VirtualPro | La historia de la minería en el territorio colombiano, se remonta a la época en que los pueblos indígenas fueron sometidos a la esclavitud (siglos XVI, XVII y XVIII). Los colonos europeos sustrajeron gránulos de oro y plata en los ríos de las cordilleras donde brillaban las piedras preciosas a simple vista; en un principio se crearon unas cuantas minas de socavón con la legislación minera española, adaptada al entonces Nuevo Reino de Granada.

Ediciones relacionadas



Entidades con suscripción institucional